donde poner un crucifijo en casa

Dónde poner un crucifijo en casa

Si eres devoto de la religión católica y te estás preguntando cómo puedes incluir objetos religiosos en la decoración de tu casa, para mantenerlo protegido y mostrar tus creencias y fe, has llegado al lugar correcto. Aquí te contamos cómo decorar tu hogar de manera armoniosa con elementos religiosos, como pueda ser un crucifijo de plata.



Religión y decoración: ¿Son compatibles?

Absolutamente sí, son altamente compatibles, solo se debe saber elegir los elementos adecuados para crear un entorno acogedor en el hogar, sin caer en el fanatismo. Muchas personas al escuchar hablar sobre la decoración religiosa, suelen pensar inmediatamente en los elementos típicos de una iglesia, como por ejemplo una gran cruz de madera, diversos cálices, bancos de madera, cuadros de santos y estatuas de la Virgen, pues bien, nada más alejado de la realidad. Cuando se habla de la decoración religiosa, se refiere a incorporar en la decoración habitual algunos elementos que se identifiquen con la religión que se practica, que brinden protección y llenen de bendiciones el hogar, sin romper con la armonía del lugar ni hacerlo ver como un templo religioso.

Soy devoto, ¿Cómo puedo decorar mi casa?

Si eres devoto y deseas que la decoración de tu hogar cuente con elementos religiosos como una cruz, puedes incorporar de manera delicada algunos utensilios que muestren tu fe y devoción. Para lograr esto, no es necesario que llenes el salón, comedor u otra zona del hogar con objetos antiguos, ya que resulta excesivo y puede reflejar cierto fanatismo, algo que seguramente quieres evitar. Existen varios objetos sagrados que desde hace siglos son utilizados por los devotos para decorar sus hogares, y a su vez, bendecirlos y protegerlos, entre ellos los más comunes son la Biblia, el cuadro de la Última Cena, las estatuillas que representan a Jesús y a la Virgen, la cruz de madera, y por supuesto, los crucifijos, como puedan ser las cruces de oro. Estos objetos son comunes de encontrar en los hogares, ya que son un signo de pertenencia a Dios y una muestra de fe concreta.

¿Porqué colocar crucifijos en el hogar?

poniendo un crucifijo en una ventana

Los crucifijos, al igual que cualquier otro objeto sagrado, forman ya parte de nuestra vidas y de la de nuestros seres queridos. Cada vez que los vemos nos recuerdan que nos encontramos en una casa bendecida por el amor de Dios y que todos los que allí se encuentran están protegidos por Él a través del bautismo. Pero esto no es todo, cuando se coloca un crucifijo bendecido en el hogar, se protege el lugar de los demonios, ya que es conocido que estos temen a una cruz bendecida, más aún si se trata de un crucifijo que es el símbolo del amor que dios siente por el hombre y que Jesús consagró en la cruz durante su dolorosa crucifixión. Al ser un símbolo de fe, de amor y de bendiciones, los hogares en que son exhibidos los crucifijos están protegidos del mal y es una especie de fortaleza para los que ahí habitan, contra los enemigos espirituales y las energías negativas.

Seis lugares del hogar donde puedes colocar crucifijos

Si deseas proteger tu hogar de las energías negativas y de los espíritus malignos, nada mejor que colocar en ella un crucifijo que bendiga tu hogar y te haga sentir el amor y la protección de Dios cada vez que lo veas. Si no sabes cómo colocar un crucifijo en tu hogar de manera tal que armonice con la decoración y ayude a crear un entorno acogedor, puedes inspirarte en estas 6 ideas que a continuación te ofrecemos:

1. En la habitación: sobre el cabecero de la cama

Sin duda alguna, el mejor lugar para colocar un crucifijo es sobre el cabecero de la cama. Contar con un crucifijo ahí te permitirá meditar sobre Cristo y el sacrificio que hizo por la humanidad, o rezar con un rosario de plata en la mano, cada vez que lo necesites, especialmente cuando sientes angustia y preocupación. En la habitación de huéspedes puedes colocar también un crucifijo sobre el cabecero de la cama, a la visita le gustará mucho saber que descansarán bajo la protección de Dios. De igual manera, puedes colocar uno en la habitación de los niños, ya sea en la pared sobre el cabecero o al lado de la cama sobre la mesita de noche.

poner un crucifijo en la pared en casa

2. En la cocina: en la despensa

Si quieres colocar un crucifijo en la cocina sin que la decoración del lugar se vea afectada, la mejor opción será ubicarlo en la despensa, ya sea en la parte exterior o interior. Para el exterior es recomendable que optes por uno de tamaño pequeño, mientras que para el interior uno de tamaño mediano será el ideal, especialmente si la despensa cuenta con cristales que permita pueda ser visualizado.

3. En el comedor: al frente de la mesa

El comedor es una de las zonas más importantes del hogar, ya que en ella se reúne toda la familia para alimentar sus cuerpos con los alimentos servidos y también, alimentar su espíritu a través de la oración que se hace antes de comer. Generalmente, los devotos colocan el cuadro de la Última Cena en el comedor, pero si quieres que en el lugar haya también un crucifijo puedes colocarlo al frente en una zona visible, de esta manera, todos los que estén sentados podrán verlo.

pon un crucifijo en el comedor de tu casa

4. En el pasillo o recibidor: sobre la consola

Coloca sobre la consola del pasillo o recibidor un crucifijo de mesa y todos los que visiten tu hogar sabrán de tu fe y devoción religiosa. Si cuentas con un pasillo amplio y de techo alto, puedes colocar un crucifijo grande sobre la puerta, además de proteger tu hogar, estarás creando un entorno elegante que llamará la atención de todos.

5. En el baño: sobre el mueble de baño

¿Se puede colocar un crucifijo en el baño? Esta es una pregunta muy común, y la respuesta es sí, los objetos sagrados se pueden colocar en cualquier parte del hogar. Si deseas tener uno en el baño, puedes ubicarlo sobre el mueble de baño junto a las velas aromáticas, como hacen mucho en la cultura budista o tibetana.

6. En el exterior del hogar

Además de los tradicionales crucifijos de pared y de mesa, encontrarás crucifijos que a su vez son lámparas y portavelas, estos son ideales para colocar en el jardín, patio, terraza o porche. Puedes elegir uno que sea de arcilla, cerámica o vidrio, para que combine con la decoración del exterior.



Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies